Especialidades Psicológicas

BULIMIA NERVIOSA

La bulimia nerviosa es otro trastorno de la alimentación grave, caracterizado por la presencia de atracones recurrentes o ingesta compulsiva, seguida de conductas de purga (vómitos, laxantes…) o conductas compensatorias (deporte intenso, ayuno…etc.) para tratar de compensar los excesos cometidos.

Los efectos sobre la salud física y psicológica son serios, provocando gran malestar y deterioro significativo en quien la padece y su entorno.

Al igual que en la Anorexia Nerviosa, las secuelas sobre la salud son graves, tanto a nivel psicológico como físico, y la comorbilidad con otros trastornos como la depresión, la ansiedad o la adicción a sustancias, elevada.

El curso de la enfermedad puede ser crónico o intermitente, con períodos libres de atracones.

Criterios para el diagnóstico de F50.2 Bulimia nerviosa (307.51)

A. Presencia de atracones recurrentes. Un atracón se caracteriza por: 1. ingesta de alimento en un corto espacio de tiempo (p. ej., en un período de 2 horas) en cantidad superior a la que la mayoría de las personas ingerirían en un período de tiempo similar y en las mismas circunstancias 2. sensación de pérdida de control sobre la ingesta del alimento (p. ej., sensación de no poder parar de comer o no poder controlar el tipo o la cantidad de comida que se está ingiriendo)

B. Conductas compensatorias inapropiadas, de manera repetida, con el fin de no ganar peso, como son provocación del vómito; uso excesivo de laxantes, diuréticos, enemas u otros fármacos; ayuno, y ejercicio excesivo.

C. Los atracones y las conductas compensatorias inapropiadas tienen lugar, como promedio, al menos dos veces a la semana durante un período de 3 meses.

D. La autoevaluación está exageradamente influida por el peso y la silueta corporales. E. La alteración no aparece exclusivamente en el transcurso de la anorexia nerviosa.

Especificar tipo:

Tipo purgativo: durante el episodio de bulimia nerviosa, el individuo se provoca regularmente el vómito o usa laxantes, diuréticos o enemas en exceso.
Tipo no purgativo: durante el episodio de bulimia nerviosa, el individuo emplea otras conductas compensatorias inapropiadas, como el ayuno o el ejercicio intenso, pero no recurre regularmente a provocarse el vómito ni usa laxantes, diuréticos o enemas en exceso. 

 

 

 

Centro Psicomar    psicomar@psicomar.es